Cómo prevenir lesiones

Cómo prevenir lesiones

Una lesión equivale a un largo tiempo en recuperación, realizando ejercicios dolorosos y procesos que se prolongan. Las lesiones no solo afectan a los atletas de alto rendimiento sino también a cualquier persona que practique una disciplina deportiva. Lo cierto es que existen diversas formas de evitar las lesiones, y como somos conscientes de lo molestas que pueden ser, queremos compartir algunas medidas de prevención:

  • Hacer énfasis en la técnica: un esfuerzo extra en un ejercicio no tendrá resultados si se tiene una técnica que no está perfeccionada. Es preciso que se aprenda la ejecución de las destrezas cuando se inicie la práctica del nuevo deporte. Si usted pertenece a un gimnasio, debe hacer un estudio de cada una de las máquinas y el resultado que tendrá utilizarlas de forma correcta.

  • Conocer el límite de esfuerzo: es fundamental para determinar el final de la sesión. Si no se ha hecho ejercicio antes, debe ir entrenando de menor proporción a mayor de forma gradual, de esta forma se evitan tirones o afecciones musculares.

  • Sobreexigencia nivel físico: la persona que vaya a más del 100 % tendrá más probabilidades de sufrir una lesión que aquella que realiza una ejercitación gradual y fundamentada en las capacidades que tenga el cuerpo. Es determinante que un especialista sea quien determine la capacidad física de cada persona y que esta la desarrolle.

  • El enfriamiento es igual de importante que el calentamiento: se determina la posibilidad de lesiones debido a que es la parte fundamental en un proceso de entrenamientos. Después de cada ejercicio es vital realizar quince minutos de enfriamiento. Realización de actividades de poco impacto como el caminar y estirar los músculos. Existen teorías que sostienen que realizar un estiramiento disminuirá el dolor muscular.

  • Mantenerse hidratado: si usted está realizando ejercicios, perderá una gran parte del líquido que almacena el cuerpo. Es por ello que hay que reponer los líquidos que se pierden durante el ejercicio o actividad física.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *